Relajante pesca en medio de la naturaleza Puerto Villarroel (2 días / 1 noche)

Es hora de tomar un descanso de la vida cotidiana. Es hora de disfrutar la experiencia  relajante y emocionante de la pesca en rio Ichilo. Hermoso lugar donde se pueden pescar  Amarrillo, Blanquillo, Boca ancha, Paleta, Pira, Pacú, Doradillo, Boni y el famoso Surubí.

La frase china citada frecuentemente dice: “Dale a alguien un pescado y comerá un día. Pero, enséñale a criar peces y a pescar y comerá toda su vida”.  Guiados por esta frase popular resulta excitante el hecho de ir al río para hacer la pesca.

Hay que ser muy paciente al momento de pescar. La paciencia es realmente la clave para una buena pesca.
La pesca puede practicarse como una terapia para olvidarse del estrés. Porque el ritmo de la vida diaria genera estrés. Entonces, la gente busca curación y alivio para todo tipo de dolores y problemas.

Los beneficios de la pesca son muy variados.La pesca contribuye al mejoramiento de la calidad de vida de las personas. La pesca es una terapia contra el estrés. La pesca es un ejercicio físico que permite quemar calorías. La pesca relaja. La pesca permite desarrollar más fuerza en los brazos y las piernas, ya que en la lucha contra los peces por capturarlos, se requiere toda la intervención del cuerpo humano. La pesca es para todos, ya que no requiere tener grandes conocimientos en la pesca o en cómo atrapar peces, porque lo más importante es que las personas tengan la disposición de hacerlo.

La pesca permite conocer personas, compañeros de pesca y buenos amigos, porque otras personas también gustan pescar y les apasiona la pesca. La pesca es una oportunidad maravillosa para conocer otros lugares y es ideal para compartir en familia con los hijos, hermanos o amigos, así la pesca es un plan saludable y además excelente. La pesca permite mejorar la capacidad de concentración, esto se traduce en beneficios en  el trabajo o en la escuela, porque la pesca también tiene un beneficio mental.

La pesca es un pasatiempo con uno mismo que permite crecer y liberarse de la carga emocional. Porque la pesca se realiza en silencio, entonces, la pesca es una fuente excelente de meditación, que permite encontrarse con uno mismo, conversar un poco sobre las cosas de uno, y poder llegar a una solución o buen entendimiento. Ya que la paciencia es el beneficio que se forma a través de la pesca, porque para tener al final un pez, que haya mordido el anzuelo, pueden pasar horas, y a veces no sucede que el pez muerda el anzuelo, entonces, la pesca es una práctica excelente para ayudar a desarrollar la paciencia, a saber esperar muy atentamente el momento oportuno.

La pesca da un momento de relajación. Después de toda la semana trabajando, el fin de semana, el hecho de caminar por el río y pescar, resulta en una sensación de tranquilidad y satisfacción. La pesca no es aburrida. La pesca no es solamente tirar la caña y esperar. Porque la pesca es caminar, cruzar ríos, estar en barrancos.  Además, cuando a uno le gusta la naturaleza,  con la pesca se puede disfrutar la naturaleza mucho más.

La pesca es escuchar el silencio, el canto de las aves, en medio de la naturaleza, sentir el aislamiento, observar hora tras hora la magia del agua, asechar el momento del flotador y, cuando el flotador se sumerja en el agua, experimentar una auténtica pasión, que la gente que no pesca no conoce.  La pesca es el deporte más solitario.

Las personas tienen que viajar más de 100 kilómetros, tener el deseo de despertarse en la madrugada, solamente para quedarse frente al río o a una presa, para esperar horas hasta que el pez muerda el cebo.

Las personas que van a pescar tienen una filosofía muy peculiar. Cuando el flotador se sumerja en el agua y se piensa que un enorme pez ha picado el anzuelo, la persona no tiene ganas de comer al pez, pero  siente la emoción por el hecho de experimentar sacar al pez del agua.  Estas personas toman la foto con el pez, resultante de la proeza de pescar, y luego suelta al pez al agua. Este es el verdadero pescador. Entonces,  la pesca es un hobby de bohemios y una pasión. La pesca es un deporte. Uno descansa mejor cuando está pescando.

Para la pesca no hay estaciones del año.  Sin embargo, la pesca deportiva, tiene que ser responsable para realizar un buen uso de los hábitats piscícolas, considerando la recuperación y repoblación de especies piscícolas, así como el bienestar del ecosistema. La pesca está en consonancia con el desarrollo sostenible, concepto predominante de la ética ecológica, englobado en el concepto de actividad responsable.  El bienestar del ecosistema tiene una importancia decisiva tanto por sí mismo como para los intereses humanos básicos y los beneficios sociales a largo plazo.

En la pesca por ocio, placer, afición o deporte, la dedicación del pescador es de dedicación lúdica o un simple juego o encuentro deportivo. Es importante remarcar, que el pescador deportivo o pescador recreativo, siempre devolverá al agua, los peces capturados que no tengan el tamaño autorizado, la especie piscícola determinada no permitida y las hembras ovadas. Es importante cuidar las especies piscícolas, siempre moderarse y conservar los peces capturados que en realidad se va a consumir.  Porque el vicio de la pesca recreativa es la pesca sana y entretenida. Bolivia, tiene una legislación de pesca, que regula el uso de materiales y equipos de pesca, delimitando el cupo de captura de peces y el tamaño de peces según las especies.

El pescador tiene responsabilidad en cumplir las leyes y normas de las Administraciones de desarrollo sostenible, en los municipios y regiones de Bolivia, respecto a las normativas para capturar solo con buenas prácticas éticas.  El deportista en contacto con la naturaleza, debe ser  hombre responsable en la protección a su entorno,   muy sensibilizado en todo momento por mantenerlo intacto, no moverá una piedra, ni arrancara las plantas, ni tirara a tierra ni al agua la lata de su refresco ni ningún otro objeto y recogerá lo que otros dejaron,  estará muy pendientes de cualquiera de los factores cualitativos y las acciones que puedan afectar al medio ambiental, como vertidos, vigilar y escuchar a los expertos y las ordenanzas,  responsables y atentos a las posibilidades de rehacer, construir y reelaborar el marco de referencia, practicando una ética exigente, para erradicar el peligro de un hoy y un mañana  donde la degradación del medio ambiente, afectara al ecosistema y  también al ser humano,  reflexión que nos debe inducir a cuidar y lograr el sostenimiento del planeta, para que las generaciones sucesivas puedan conocer los ríos, el campo y la atmósfera como la que conocimos cuando éramos jóvenes.

El código de conducta para una pesca responsable, publicado por la FAO en 1995, reconoce que la pesca recreativa tiene beneficios sociales y culturales.  El impacto ambiental de la pesca deportiva debe tener medidas preventivas y de mitigación.

Hay diversas técnicas para realizar la pesca recreativa y la pesca deportiva. En Bolivia, la pesca se puede practicar en ríos y lagunas, lo que se denomina la pesca en agua dulce.

Independientemente del lugar dónde se decida pescar, hay cinco factores para determinar dónde se encontrará peces de agua dulce. Esos factores son: la temperatura del agua, el clima, la estructura, la corriente y la carnada. Para tener una experiencia de exitosa, el pescador debe conocer la combinación correcta.  Sobre todo hay que ser paciente. La paciencia es realmente la clave para una buena pesca. Recuerde siempre: que todas las cosas buenas son para aquellos que esperan.

Ante la pregunta dónde pescar? El río Ichilo es un lugar ideal para pescar. El río Ichilo es un río amazónico boliviano. El río Ichilo tiene una longitud de 370 km hasta confluir con las aguas del río Chapare, para formar el río Mamorecilo, que es un afluente del río Mamoré.

La ictiofauna del rio Ichilo y de la llanura de inundación del río Ichilo tiene registradas 74 especies pertenecientes a 7 órdenes y 23 familias. La composición taxonómica se mostró similar a otros ambientes amazónicos, con dominancia de Characiformes (Characidae y Curimatidae)y Siluriformes (Loricariidae), aunque con una riqueza específica menor. En cuanto a las variaciones espaciales, el patrón de composición parece estar relacionado con las características morfológicas y físico-químicas de las lagunas, en tanto que, las variaciones temporales muestran, que durante el período en que las lagunas se conectan con el río a través de la inundación, la composición experimenta cambios en la riqueza de especies y en la composición relativa de los grupos taxonómicos. Sin embargo, estos cambios espacio-temporales no son notables como en otros ambientes amazónicos de inundaciones extensas y prolongadas, lo cual probablemente se debe a que el río Ichilo es un sistema de orden pequeño (y por lo tanto de llanurade inundación pequeña) y próximo a la cordillera andina (es decir los pulsos de flujo son cortos e irregulares). Estas características se reflejan en una comunidad de peces de composición más estable que en sistemas de mayor orden.

Entre las especies ictícolas representativas de la riqueza y biodiversidad del río Ichilo están: el surubí (Pseudoplatystoma fasciatum), paleta (Sorubim lima), blanquillo (Pimetodina flavipinnis; Pinirampus pinirampu; Calophysos macropterus), bagre chupa (Pimelodus maculatus blochii), conservero (Hemisorubim platyrhinchus),  semicuyo (Pseudoplatystoma tigrinum), tachacá (Pterodoras granolosus) , boni o giro (Oxidoras nigger), avión (Enctromochlus heckelii), bagre atigrado (galeatus) , palometa real (Astronotus crassipinis), anguila (Gymnotus carapo; Eigenmania virenscens; Sternopygus macrurus; Ramphichthys rostratus), corvina (Plagioscion squoamosissimus), palometa real, tucunaré (Cichla Monoculus), serepapa (Satonoperca jurupari; Chaetobranchus flavenscens), zapato (Loricarichthys maculatus; Loricarichthys sp.; Glipthoperichthys litaratus; Glipthoperichthys sp.), buchere (Hoplosternun litorale; Megalechis thoracata), bentón (Hoplias malabaricus), machete(Raphiodon vulpinus), cachorro (Charax gibbosus; Roeboidis affinis; Roeboidis myerci; Cynodon gibbus; Hydrolicus scomberoides ), barracuda (Acestrorhynchus microlepis), piraña (Serrasalmus elongatus; Serrasalmus humeralis; Serrasalmus macuratus; Serrasalmus rhombeus), palometa ( Pygocentrus nattereri), tambaqui (Piaractus brachipomus), pacú(Colossoma macropomun), pacupeba (Melynnis ypsauchen; Milossoma duriventre), sardina (Triporteus albus; Triporteus angulatus; Stetharion crenatun; Tetragonupterus agnateus), dorado(Salminus brasiliensis), bentón (Hoplias malabaritus)

En la orilla del río Ichilo se encuentra Puerto Villarroel. Puerto Villarroel es una localidad y municipio. Puerto Villarroel está situado en la provincia José Carrasco de la región de Cochabamba, en Bolivia.  Más del 80% de la población es del grupo étnico mojeño, también hay gran cantidad de quechuas y en pequeña proporción está la población nativa de los Yuquis, grupo étnico en vías de extinción.

Puerto Villarroel se encuentra a 280 km desde la ciudad de Santa Cruz de la Sierra, aproximadamente 5 horas de viaje sobre carretera asfaltada. Puerto Villarroel está a una altitud de 167 metros sobre el nivel del mar, con una temperatura media de 28 grados centígrados. Antiguamente, la sede de este municipio se encontraba en las orillas del río Ichilo. Las migraciones a esta zona, posibilitaron el crecimiento demográfico de otras comunidades, tal es el caso de Ivirgarzama, en desmedro de una tradición que afectó a la población de Puerto Villarroel.

En esta región tradicional por la fruticultura, se incorporó también la producción de palmito, té verde, camu camu, árboles madereros; con excelentes resultados, generando fuentes de trabajo en la cadena productiva, agrícola, de esta zona; logrando inclusive, incursionar en la crianza de peces como el Tambaqui y Pacú, así mismo, en la crianza de Búfalos de agua, traídos de la india.

Los principales atractivos del municipio de puerto Villarroel son: Los paseos acuáticos, sobre el río Ichilo y sus afluentes. La región de san Benito tiene un barranco a orillas del río, llamado “Lambedero”, lugar donde diferentes especies de aves consumen lodo medicinal. En las riveras del frente, los habitantes locales habilitaron un mirador para observar la naturaleza en su real expresión.

Para este viaje se propone viajar desde Santa Cruz de la Sierra hacia Puerto Villarroel, a fin de poder llevar a cabo la pesca en el rio Ichilo. El viaje empieza a las 6 am del primer día, para luego llegar a las 11 am a Puerto Villarroel y allí tener un almuerzo. Después se prepara el equipo para dirigirse a la zona de pesca. Donde se pesca por muchas horas.  Las personas  toman descansos opcionales. También se come raciones secas  y se toma agua para poder aguantar durante toda la noche. La pesca continua hasta el amanecer del día siguiente. A las 6 am se toma un café. Para continuar pescando hasta las 8:30 am momento en el cual se guardan los equipos y se vuelve a Puerto Villarroel donde se almuerza y luego se retorna  a Santa Cruz de la Sierra.

Invalid Displayed Gallery

El costo del paseo incluye:

Transporte privado ida – vuelta (vehículo 4×4,canoa)
Refrigerio durante la pesca
Alimentación (desayunos, almuerzos, cenas) en el río y en Puerto Villarroel
Linterna de campamento
Camping
Dependiendo de los visitantes, hay un guía en idioma español, francés, inglés, alemán, holandés, italiano, portugués.

El costo del paseo excluye:
Repelente contra mosquitos
Bloqueador Solar
Gorra para la  protección solar
Ropa gruesa y caliente contra el frío y el viento
Linterna personal
Cañas de pescar y equipo de pesca

Deja una Respuesta

Pasoweb – Santa Cruz – 2016 (c) Droits réservés

Diseño web: HABILWEB